miércoles, enero 21, 2009

Decisión


Ser tan frio

que ni su fuego
derrita
mi helado corazon

3 comentarios:

Mechi.- dijo...

Y el punto debil? :P

franco dijo...

Me intriga saber cuál será tu punto de congelación, primo. Mechi, ¿vos sabés? oe:

M. N. A. dijo...

Muy bueno!!!
Me encantó! Ojalá poder ser así de frío. Nada nos dañaría sentimentalmente.
Espero tu visita por mi mundo de palabras perdidas.
Chau.