viernes, noviembre 24, 2006

Atravieso oscuros velos,
imperceptibles y suaves telas negras,
y al fondo tu piel,
me llama, tan tersa,
fresca cual la primavera, dulce como la miel.

1 comentario:

Pandora dijo...

Sintetico... bellisimo...

Sin palabras de más... que obstruyan...


muy lindo!!


un beso